Tras tres adelantos que suponían toda una montaña rusa de sentimientos como han sido «I Could Never Beat You», «From The Start» y «Take It Easy», el regreso de Shanghai Baby con su esperado «EP02» nos muestra a Ade Martín tal y como concibió este nuevo trabajo discográfico: sumida en una tormenta de emociones. El próximo viernes 10 de mayo lo presentará en directo en Heliogàbal, Barcelona, y un día después, el sábado 11, hará otro tanto en el Teatro Eslava, Madrid, dentro de la programación del Festival Madrid Brillante. ¿Quién dijo calma?

«Estoy contentísima de que por fin haya salido este EP. Me da un poco de pena cuando lo escucho a día de hoy, porque me lleva a la situación personal tan horrible en la que estaba cuando lo escribí. Pero a la vez me encanta que estas canciones fuesen un instrumento para estar mejor. Estaba tan enfadada, desesperada y me sentía tan encerrada que me encanta ver lo muchísimo mejor que estoy ahora y es increíble que en parte sea gracias a este EP. Tuve este sentimiento de liberación al escribirlo y ahora lo vuelvo a tener al compartirlo. Me hace estar muy orgullosa de mí misma por ser tan valiente y no abandonar este proyecto cuando parecía obvio que era lo que tenía que hacer. Estas canciones son para mí la tormenta antes de que el cielo abra. Espero que os guste. Gracias». Así, a corazón abierto, se confiesa Ade Martín alias Shanghai Baby al hablar de «EP02», la muy esperada continuación «EP01», aquel debut que hace dos temporadas nos sorprendía de la madrileña tras su dilatada trayectoria junto a Hinds, y de nuevo producido por el ubicuo Paco Loco.

Y es que este EP ha supuesto para Shanghai Baby una auténtica catarsis. Sus canciones son una montaña rusa de emociones, transmitiendo por igual enfado y liberación, nostalgia y felicidad. Basta pegar las orejas sin temor a chamuscarlas en los tres temas que, hasta hoy, han servido de adelantos al lanzamiento del EP: tres canciones tan beligerantes como «I Could Never Beat You», «From The Start» y «Take It Easy», declaraciones de principios a flor de piel.

Tampoco se queda atrás el focus track que conocemos coincidiendo con la publicación del corta duración, «I’ll Work It Out», quizás el corte más velvetiano de este «EP02» donde Shanghai Baby se mira en el espejo distorsionado de referentes foráneos como sus admirados Strokes. Otra canción que suena 100% a liberación. «Escribí esta canción en un momento en el que la vida me daba claustrofobia. Me costaba muchísimo salir de mis pensamientos intrusivos y mis demonios, y aunque a veces lo consiguiese, tampoco me gustaba lo que veía a mi alrededor», nos cuenta la propia Ade. «He intentado expresar estos sentimientos no solo con la letra, sino con la música también. Hay mil guitarras sonando a la vez, un violín chirriando por detrás, voces hablando y gritando a la vez representando las voces dentro de mi cabeza…. Pero luego consigo calmarme y decirme a misma que lo solucionaré». De nuevo, la música como terapia y la tormenta antes de la calma.

Hablando de tormentas, Shanghai Baby promete desatar dos buenas la próxima semana: el viernes 10 de mayo lo hará en el Heliogàbal de Barcelona, mientras que solo un día después será el turno de Madrid, en el Teatro Eslava, dentro de la programación del Festival Madrid Brillante y compartiendo noche con La Trinidad y Pinpilinpussies, otros dos nombres habituados al noble arte de desatar tormentas sónicas de cuidado.