Miriam Rodríguez cruza todas las líneas con el estreno de su nuevo álbum, «Líneas rojas». Tras 4 años desde su último disco, la gallega vuelve más fuerte, sincera, rebelde con este nuevo lanzamiento. Hablamos con ella sobre el desarrollo creativo y sobre su crecimiento, tanto personal como profesional gracias al proceso de introspección de la cantante. Feliz e ilusionada con esta nueva era, Miriam Rodríguez nos desvela que se ha encontrado musicalmente y está muy emocionada con todo lo que viene.

 

Lo primero de todo, ¿cómo te sientes tras el lanzamiento del disco?

Pues me siento muy contenta, muy agradecida y muy feliz con todo lo que está pasando. La verdad que ha sido una respuesta muy positiva en general. Con muchísimas ganas de todo lo que viene y feliz de haber podido lanzar ya, después de tanto tiempo trabajando en este proyecto, todo lo que habíamos preparado.

¿Cómo ha sido el proceso de creación del disco y cuál ha sido tu parte favorita del desarrollo?

El proceso de creación de este disco, no ha sido tan largo, han sido 7 meses. Ha sido duro, ha sido tenso pero lo he disfrutado y lo he sufrido a partes iguales. Creo que disfrutar del proceso es súper importante y ha sido una parte de experimentar, de salir de mi zona de confort y he tenido la suerte de poder hacerlo donde me apetecía. Lo he hecho en un entorno que a mí me ha permitido estar rodeada de campo, de animales y, al mismo tiempo, teniendo esa parte que a mí me gusta para disfrutar del desarrollo de mi proyecto y haciendo música de una manera muy natural.

¿Cómo describirías «Líneas rojas» y qué te gustaría transmitir con este nuevo sonido a tus seguidores?

«Líneas rojas» es un disco conceptual en el que cada canción hace referencia a una

línea roja diferente. Es un disco experimental, es un disco salvaje, es un disco muy honesto, muy versátil y creo que muy equilibrado a nivel musical y letrístico. Creo que es una evolución, una madurez en todos los sentidos y que lleva mucho más allá a la Miriam del primer y segundo disco, que está mucho más experimentada. Ha sido como volver a reencontrarse con todo lo que a mí me motiva para crear y para hacer música.

Vemos en este nuevo disco una nueva estética llena de rojos y negros. ¿De dónde surge esta potente elección visual?

La elección visual llega a raíz de componer «Línea roja», la primera canción que compongo de este disco. El rojo me parecía ya de por sí un color muy potente y «Líneas rojas» es una declaración auténtica de intenciones canción a canción. Que estuviesen esos tonos como colores principales presentes en todo momento me parecía súper importante. Me parecía muy muy potente y hemos decidido llevar todo el proyecto, a nivel artístico, alrededor de esos colores.

¿Cuál dirías que es tu canción favorita del disco y por qué?

En verdad no tengo ninguna canción favorita, porque creo que cada una tiene su espacio y ocupa su lugar importante dentro del disco. Pero sí que es verdad que «tes que ser de aquí (meigas)» me une directamente con la raíz, con lo mío, con mi tierra y es una de las canciones que creo que más ha sorprendido del álbum. Al estar escrita en gallego y conectar con mi casa, con mi hogar, con mi familia, con todo lo que tiene que ver con lo mío, creo que sería de mis favoritas del álbum.

Entre las canciones que has lanzado como single previo al disco, «Déjame quererte» es una canción íntima y especial. Cuando visitaste a los concursantes de OT2023, les dijiste: «esta canción me la compuse a mí, porque creo que el autocuidado es muy importante». ¿Cómo ha sido hacer ese proceso de introspección para ti?

Pues justamente eso, un proceso de introspección, un proceso intenso con uno mismo. De buscar, de rascar a veces donde duele un poco pero florecen cosas bonitas realmente muy honestas, a veces un poco desgarradoras. Y, a través de la metáfora, haciendo referencia a ese autocuidado. Esa niña que, cuando era pequeña, su única motivación y lo único que quería era desprender esa energía para poder dedicarse a la música y a lo que le gustaba y motivaba. «Déjame cuidarte» es una de las canciones más especiales del disco porque realmente tiene un punto, para mí, muy emocional.

En tu canción «Debilidad» hay una frase que me gusta especialmente: «Otra canción que te escribí. Para curarme y que me duela menos». ¿Cómo de importante es para ti escribir tus canciones para desahogarte y expresar tus sentimientos?

Bueno, componer para mí no deja de ser una manera de canalizar sentimientos y de, muchas veces, purificarse y limpiarse. Cuando eres capaz de hurgar en esos sentimientos, de escribirlos, de trasladarlos y hacerlos canción, usar esos sentimientos para conectar con la gente es una manera de ir sanando. Y, efectivamente, en esa frase concretamente, lo dice muy claramente y muy sincero. Al final, es una canción que escribo para seguir curando y que lo que un día dolió, hoy duela menos y lo comparto con el público.

Para la canción «Línea roja» lanzaste un videoclip lleno de visuales, baile y con una Miriam segura y desafiante muy cómoda en este registro. ¿Qué querías transmitir con este vídeo? ¿Cuál fue el momento del rodaje que más disfrutaste?

El videoclip de «Línea roja» es el que yo creo que muestra y da sentido a todo el concepto del álbum y a toda la estética en sí de lo que vamos a mostrar. También muestra esa propuesta escénica que vamos a ofrecer, por primera vez, con bailarines y bailarinas. Al mismo tiempo, vemos esas dos caras: esa Miriam que estamos acostumbrados a ver con la guitarra, pero que rompe barreras y sale de esa zona de confort y hace lo que también a ella le gusta. Muestra que es compatible el estilo que lleva haciendo, que conocemos desde el inicio, con el mundo del baile y arropándose de un equipo de bailarines y bailarinas.

Para mí, ha sido el mejor videoclip que he hecho hasta la fecha y el que más he disfrutado sin duda, porque ha sido un trabajo increíble por parte de todos. Desde la estética, la imagen que hemos mostrado, el vestuario, la producción por parte de la productora, que también ha sumado muchísimo la manera en la que se ha montado el vídeo. Como también, por parte de Alicia, que es mi amiga y coreógrafa. Y por parte de todo el equipo que hay detrás, que ha ayudado a que esto fuese de esta manera y que «Línea roja» haya dado sentido al concepto general y al proyecto de «Líneas rojas».

¿Dirías que en este nuevo disco, «Líneas rojas», podemos ver un crecimiento tuyo, tanto profesional como personal?

Sí, por supuesto. En el disco se traslada ese crecimiento y esa evolución, tanto a nivel profesional como personal que ha habido desde mi último disco. Y creo que se muestra en todo ese proceso y toda esa evolución en las canciones, en el sonido, en la estética y en todo en general.

El mundo televisivo ha ido de la mano contigo a lo largo de tu carrera, pasando desde La Voz a Tu Cara Me Suena. Además, en esta nueva edición de Operación Triunfo te hemos visto como jurado. ¿Ves de alguna manera tu futuro ligado a experiencias como esa?

Bueno, sí que es cierto que el mundo de la televisión ha estado siempre ligado y de la mano con mi carrera profesional desde el inicio. Y, la verdad que es un sitio donde me siento a gusto. Tanto en los 4 años de La Voz, como en Tu Cara Me Suena, me he sentido a gusto. A pesar de que la experiencia de jurado requería una responsabilidad grande, porque es un formato porque el que yo había pasado como concursante, no te voy a negar que la televisión siempre es un sitio donde me siento a gusto. He aprendido a trabajar, me ha enseñado mucho y me ha dado muchas tablas para seguir creciendo. Nuevos proyectos de cara al futuro siempre son bienvenidos. Siempre y cuando tengan coherencia y vayan de la mano de mis proyectos a nivel musical, yo estoy encantada con el mundo de la televisión.

Con el lanzamiento del nuevo disco, vienen firmas y una nueva gira para compartirlo con la gente que te quiere. Viene una etapa emocionante pero, ¿cuáles son las líneas rojas que vamos a verte cruzar en esta nueva era?

Esta nueva era está siendo muy emocionante y, sobre todo, disfrutando de todo lo bueno que está llegando y que está pasando y disfrutar también de esas líneas rojas que se han cruzado por le camino. Yo creo que es una era que, en todos los sentidos, es para mí reveladora, salvaje, sorprendente y con muchas ganas de todo lo que viene. Creo que todo lo que estamos haciendo se está haciendo con mucho trabajo, con mucho empeño y mucho cariño con todo el equipo que hay por detrás. Creo que se irá viendo reflejado en todo lo que vayamos lanzando y en todo lo que vayamos haciendo progresivamente. Ahora estamos centrados en el inicio de gira, que es una gira importante, un show nuevo y con muchas ganas de arrancar.

Y, aunque el miedo a fallar sea una debilidad, qué bien se está al cruzar la primera de todas las líneas rojas para romper el champán y dar la cara por ti, porque echar de menos duele y tienes que ser de aquí para dejarme cuidarte.