Rebosante de libros, el Nuevo Teatro Alcalá de Madrid abre sus puertas a la imaginación y magia propia de Matilda, el musical que se estrena el día 30 de septiembre.

Por primera vez en español, el espectáculo que ha cosechado decenas de premios a nivel internacional y que lleva ya más de diez años en escena en los teatros ingleses, acerca al público la conocida y adorada historia de la niña cuya imaginación la salvó de la inhóspita situación de su hogar. 

Liderados por siete enérgicas Matildas, los estudiantes del colegio tendrán que verse las caras con la aterradora directora Trunchbull que intentará por todos los medios recordarles que más que niños son gusanos, mientras que sus padres les repiten lo especiales que son. ¿Lograrán llevar a cabo una revolución que los libere de la tiranía?

Con una escenografía envolvente, Matilda nos introduce en una historia de rebelión ante la injusticia, así como de mantener el sentido del honor y de la brújula moral. El elenco infantil, que lleva más de un año preparando la producción, funciona como un reloj en el escenario magistralmente coreografiados por Toni Espinosa y bajo la dirección musical de Gaby Goldman.

Bajo la dirección de David Serrano, las fantasías más bellas imaginables cobran realidad frente a los ojos de todo el público, tanto del infantil como el adulto, ya que, como especifica el director, no es un musical infantil, si no que los adultos volverán a creer en todas aquellas historias que parecían un recuerdo.

Plagado de momentos cómicos, el musical reserva un espacio para el drama y la tensión a través de las historias magistralmente relatadas por Matilda que, al igual que a la bibliotecaria mantendrán al público al borde de la butaca conteniendo el aliento anhelando un final feliz.

Con todos los personajes que el icónico filme de 1996 trasladó de las páginas de Roald Dahl a la pantalla y, con ello, a millones de corazones, Matilda con sus enormes libros nos convierte de nuevo en los pequeños que tratábamos de mover objetos como la protagonista y cuyos ojos brillarán otra vez al presenciar momentos mágicos que no tendremos más remedio que creer y admirar. Sin embargo, también regresará el temor que infunde la Trunch, a quién Oriol Burés y Daniel Orgaz interpretan de manera magistral y cuyos pisotones por el pasillo harán a más de uno clavar las uñas en los reposabrazos y hacerse pequeñito en la butaca, esperando pasar desapercibido. Por el contrario, Allende Blanco y Lucía Ambrosini, como la señorita Honey serán un consuelo tan dulce como su nombre indica y todo un ejemplo de autosuperación y vocación por el saber.

Completan el elenco adulto Héctor Carballo y Nacho Núñez como Mr. Wormwood, el excéntrico (y un pelín ilegal) padre de Matilda, Mary Capel y Pepa Lucas como Mrs. Wormwood, la apasionada bailarina y madre de Matilda, aunque esta última también da vida a Mrs. Phelps, la bibliotecaria que adora las historias de la niña. Como compañeros del colegio encontramos a Oriol Anglada, Rubén Buika, Ana Esrivá, María Gago, Víctor González, Flor Lopardo, Enric Marimón, Marina Martín y Javier Santos. 

Serrano, durante el pase de prensa, hizo especial hincapié en la calidad del elenco adulto y su excelente actuación ya que “durante el año se hablará mucho de Matilda, pero se hablará solo de los niños” puesto que su talento y su edad opacarán al resto de la compañía.

Así, Matilda promete ser el nuevo gran musical de esta temporada y subirá el telón de manera oficial el día 30 de septiembre en el Nuevo Teatro Alcalá. Ellos ya están listos, y tú, ¿te atreves a volver a creer?